Administrador y redactor de El Rincón Nipón.

domingo, 23 de octubre de 2016

[01] Los silabarios






Como bien sabréis si os habéis leído la introducción, los dos silabarios del idioma japonés son el hiragana y el katakana. Para comenzar con nuestro aprendizaje, es más que necesario irse aprendiendo ambos silabarios, y haciendo algún que otro ejercicio no nos resultará difícil después de un par de semanas de estudio no intensivo.


Hiragana y katakana


A diferencia de los lenguajes occidentales, en japonés no tenemos un carácter que represente la letra “g” o el sonido “ch”, tenemos silabarios que representan sílabas, diptongos, vocales y la letra “n”. Es gracioso porque la “n” es la única consonante que tiene un ideograma propio en japonés, y en hiragana se parece muchísimo a nuestra letra “h”. Bueno, quizás no sea gracioso, pero eso.

Por lo general, las sílabas representadas son un conjunto de [consonante + vocal] con algunas excepciones como cambios de pronunciación o de transcripción. Por la pronunciación no os preocupéis, porque si en algo se parece el idioma japonés al nuestro es que fonéticamente son muy parecidos y se lee tal cual se escribe, obviando la parte de utilizar otros símbolos.

En las dos siguientes páginas tenemos un par de tablas con los caracteres de ambos silabarios, de los que hay que contar un par de cosas importantes. La primera es la división entre sílabas fuertes y débiles. Es mejor aprender que las fuertes (las que están escritas más grande en las tablas) son las sílabas que comienzan con “k”, “s”, “t”, “n”, “h”, “m”, “y”, “r”, “w”; mientras que las débiles son “g”, “z”, “d”, “b”, “p”. Y la “l”, queridos alumnos y alumnas, no existe. Se sustituye por una “r”.

Usos del nigori y del maru
 ka  →   ga  [ + ]
 ha  →   ba  [ + ]  →   pa  [ + ]


Cuando toca escribirlas, vemos que las débiles se corresponden a las fuertes excepto por una especie de comillas que se colocan en la parte superior derecha del carácter. Estas comillas [ ] se denominan nigori y sirven para suavizar el sonido de la consonante fuerte. Es muy sencillo darse cuenta que la sílaba ga [ ] corresponde a la sílaba ka [ ] ya que el sonido de la última sílaba corresponde a pronunciar fuertemente la primera. En el caso de la sílaba “p”, este nigori se vuelve más fuerte con la colocación de un círculo [ ] llamado handakuten o simplemente maru (círculo).

Aquí tenéis unos ejemplos para que os hagáis a la idea de cómo quedarían algunas palabras en hiragana:

Español
Kana
Rōmaji
Cabeza
べざ
Ka be za
Cabra
Ka bu ra
Triste
To ri su te
Madre
Ma do re
Blanco
らん
Bu ra n ko


 

Y aquí está el orden en el que deben escribirse los trazos de los kanas, que es muy importante.


"Japonización" de las palabras


Ahora veremos cómo formar nuevas palabras “japonesas” utilizando el hiragana como base.
  • Si la palabra comienza por vocal, separamos la vocal y escribimos el kana.
  • Si la palabra comienza por un grupo de [consonante + vocal], escribimos el kana correspondiente. En caso de que no lo haya en japonés, escribimos la aproximación fonética (la à ra).
  • Si la palabra comienza por dos consonantes, se separan y nos quedamos con la primera. Si la consonante es una “t” o es una “d” utilizamos el kana terminado en “o” (to, do). Si no, utilizamos el kana que corresponda terminado en “u” (ku, su, ru…).

A partir de ahí seguimos dividiendo la palabra en el mismo orden anterior, con la excepción de que ahora podemos encontrar una letra “n” (o una “m” antes de “p” o de “b”) sola (como en campo o cantar), y colocamos el kana n [ ] en ese lugar. 

Peeeero… Lo estamos haciendo mal. ¿Qué hemos dicho que hay que hacer para escribir palabras extranjeras en japonés? Por supuesto, utilizar el katakana. Vamos a revisar lo escrito:

Español
Kana
Rōmaji
Cabeza
ベザ
Ka be za
Cabra
Ka bu ra
Triste
To ri su te
Madre
Ma do re
Blanco
ラン
Bu ra n ko

Por supuesto, estas son solo “japonizaciones”, no tiene nada que ver con la traducción real de las palabras. Recordad siempre utilizar el katakana cuando queráis escribir nombres propios, palabras extranjeras y onomatopeyas en japonés, y no utilicéis los kanjis de manera inadecuada (tatuajes…).

En el idioma japonés abundan los préstamos lingüísticos, en especial del inglés. Para escribir palabras en inglés (en katakana, eh) debemos seguir las mismas reglas que hasta ahora: transcribir la pronunciación, colocar la sílaba terminada en “u” con las consonantes solas excepto con las sílabas “t” y “d”, que colocaremos una “o, y con la letra “n” que puede ir sola o sustituyendo a una “m” antes de otra consonante.

Inglés
Kana
Rōmaji
Melon (melón)
メロ
Me ro n
Rice (arroz)
ライ
Ra i su
Fly (volar)
フラ
Fu ra i

Recordad siempre que, al contrario de lo que dicen las malas lenguas, la letra “l” no existe como tal en japonés. Y a pesar de que en muchas ocasiones se pronuncie una l en las sílabas que comienzan por “r”, se sustituyen siempre por las sílabas “r”, como es el caso de furai en el cuadro de arriba.

Tranquilos, ¡tenemos más reglas! En este caso veremos las vocales largas. Este punto es importante, sobre todo, para la pronunciación. Al igual que en idiomas como el francés, dos vocales seguidas pueden pronunciarse tal cual o formar un nuevo sonido, aunque a diferencia del propio francés, no vamos a tener la dificultad añadida del acento.
Una vocal en hiragana se puede alargar añadiendo:

Vocal
Kana
Rōmaji
A + A [ あ+あ ]
かあさん
Okaasan (madre)
I + I [ い+い ]
いい
Iie (no)
U + U [ う+う ]
ゆう
Riyuu (razón, motivo)
E + I [ え+い ]
うんめい
Unmei (destino)
O + U [ お+う ]
おう
Ouji (príncipe)

Cuando se alarga una vocal, la segunda letra no suena, simplemente se alarga la primera. En los tres primeros casos de la tabla nos da igual, pero cuando doblamos una “e” o una “o” (y añadimos “i” y “u”, respectivamente) obviamos la segunda vocal y doblamos la primera. Es muy habitual ver escritas las vocales dobladas con una pequeña raya horizontal encima de la misma para indicar que se dobla. En este curso no la utilizaré más que en los tres primeros casos, ya que para aprender a escribir puede ser un poco complicado utilizarlo en los dos últimos casos, pues la transcripción de los diptongos “oo” y “ou” es la misma: “ō”. Aunque los diptongos “oo” y “ou” en japonés se pronuncian igual, no se escriben de la misma manera. Para romanizar es perfectamente válido, así como separar una palabra y su partícula correspondiente con un guion; por ejemplo, “Tōkyō-to” para la prefectura de Tokio, o “Paco-kun” en un nombre propio. Por ejemplo, la palabra sou [ capa ], según este método se transcribe “”. En la prefectura de Kagoshima [ Kagoshima-ken 鹿児島県 ] hay una ciudad que se llama Soo [Soo-shi 曽於市 ] y se escribiría de la misma manera (“”). Entonces, ¿qué es lo que lleva Superman? ¿Una capa o una ciudad de Kagoshima?

Cuidado, no es lo mismo alargar la vocal en hiragana mediante este método (sirve para alargar la vocal anterior) que alargar la vocal en katakana con el chouon [ ], que sirve para acentuar la vocal e intentar pronunciar el extranjerismo de la manera más fiel posible. En hiragana la palabra no se acentúa necesariamente en el grupo donde se dobla la vocal; en katakana sí se acentúa donde va escrito el chouon.

Inglés
Kana
Rōmaji
Computer (ordenador)
コンピュ
Ko n pyu u ta

Las consonantes también se pueden doblar de la misma manera en ambos silabarios. Para ello colocamos el kana tsu [ / ] en pequeño delante de la sílaba a doblar (con las consonantes “k”, “s”, “t” y “p”).  Por poneros un ejemplo, la palabra Japón en el idioma autóctono es Nihon [ にほん ], que también se puede escribir Nippon [ にっぽん ]. El pequeño tsu tiene la capacidad de hacer que la siguiente consonante suene más fuerte, aunque en el lenguaje hablado y dependiendo de la zona en la que estés, en vez de reforzar la siguiente consonante se nota más un pequeño alargamiento de la vocal anterior (niipon). Este tsu se conoce como sakuon. En katakana se pueden doblar también la “g”, la “d” y la “b”, y cuidado con la sílaba “n”, que no se dobla en ningún caso. Y muchas veces veremos este simbolito al final de una palabra para darle énfasis en un lenguaje menos formal, casi como un emoticono: gomen ne! ごめんねっ! (lo siento 😋).

Consonante
Kana
Rōmaji
k
ウオッカ
Uokka (vodka)
s
っし
Issho (junto, juntos)
t
って
Itte (decir)
p
っぱ
Ippai (lleno, completo)

Si vamos a pronunciar extranjerismos en japonés, hay que tener siempre en cuenta que muchos sonidos hay que modificarlos para escribirlos. Os pondré varios ejemplos de palabras españolas e inglesas para que os hagáis una idea:

Sonido
Kana
Rōmaji
Cebra
ブラ
Zebura
Kilo
Kiro
Jo
Hose
James
ジェームズ
Jeemuzu
España
エスパーニャ
Esupaanya
House (casa)
ウス
Hausu
France (Francia)
ランス
Huransu

Otra particularidad del japonés escrito son los diptongos. Habréis visto en las tablas que no solo tenemos los silabarios tradicionales, sino que hay una segunda imagen con caracteres compuestos que equivalen a nuestros diptongos. Se pronuncian como una única sílaba (como un diptongo) y se escriben con la sílaba “-i” añadiendo en pequeño las sílabas ya [ ], yu [ ] o yo [ ] según proceda.

Diptongo
Kana
Español
Kyabetsu
キャベツ
Repollo (cabbage)
Chikyuu
きゅ
Planeta Tiera
Kyoushitsu
きょうしつ
Aula

En ocasiones también se puede dar que aquello que está escrito no concuerde con el sonido de la palabra. Esto lo veremos mucho más adelante con las partículas, donde la partícula wa [ ] se escribe con el kana ha [ ], o la partícula wo [ ] se lee como si fuese el kana o [ ]. Nos sonará de las sílabas terminadas en “-u” o en “-o” que se colocan en japonizaciones de sílabas terminadas en consonante que vimos anteriormente, e incluso en ciertas palabras y dependiendo de la región donde estés, desaparece el sonido vocal de algunas sílabas “-i” y “-u”.  Veremos que arigatou gozaimasu [ ありがとうございま ] suena tal cual está escrita a excepción de la última “u”, que depende del interlocutor, puede pronunciarla o no.


Roomaji para los extranjeros



Ya hemos visto que el roomaji se utiliza para transcribir las palabras escritas en kana o kanji y entenderlas en nuestro sistema de escritura. Sin embargo, para los japoneses el único roomaji “válido” es el basado en el inglés; de ahí que nombres como José sean transcritos como si los pronunciase un inglés (Hosé) y no un madrileño o un ovetense.

¿Y cómo podemos hacer si llegamos a Japón y nos piden deletrear nuestro nombre? Debemos hacerlo utilizando el alfabeto inglés:

Letra
Pronunciación
Sonidos que se escriben
A
Ei / Ee
  a
I
Ai
  i
U
Yuu
  u
E
Ii
  e
O
Ou / Oo
  o
K
Kei / Kee
       
ca  qui  cu  que  co
S
Esu
         しゃ  しゅ  しょ
sa  si  shi  su  se  so  sha  shu  sho
T
Chii
       ちゃ  ちゅ  ちょ
ta  ti  chi  te  to  cha  chu  cho
N
Enu
       
na  ni  nu  ne  no
H
Eichi
       
ha  ja  hi  gi  hu  fu  gu  he  ge  ho  jo
M
Emu
       
ma  mi  mu  me  mo
Y
Wai
     
ya  lla  yu  llu  yo  llo
R
Aaru
ra  rra  la  ri  rri  li  ru  rru  lu  re  rre  le  ro  rro  lo
G
Lli
       
ga  gui  gu  gue  go
Z
Zetto
          じゃ  じゅ  じょ
za  zi  ji  ti  zu  ce  zo  ja  ju  jo (inglés)
D
Dii
   
da  de  do
B
Bii
       
ba  va  bi  vi  bu  vu  be  ve  bo  vo
P
Pee
       
pa  pi  pu  pe  po

Incluí también sonidos propios del inglés y también del español latinoamericano, para variar un poco y dar más posibilidades a los hablantes.


Puntuación y escritura



Siendo hablantes del español no tendremos casi ningún problema a la hora de puntuar en japonés, puesto que el japonés tradicional carecía de signos de puntuación y fueron importados del inglés. Los puntos y las comas existen como tal, y el uso es el mismo, pero los signos de interrogación y exclamación se aplican como en el inglés, solo al final de la frase. El punto en japonés se llama maru [ ], y la coma, ten [ ]. También existen los puntos suspensivos, dos puntos y el punto y coma; los tres son denominados komma [ コッマ ] y aunque en español pueda haber diferencia, en japonés prefieren la coma normal y corriente para separar oraciones.

El símbolo final de interrogación en el lenguaje escrito se suele evitar cuando la pregunta lleva la partícula ka [ ] al final, ya que por sí misma designa una pregunta sin necesidad del símbolo.La interrogación final se suele omitir en escritos informales, dando énfasis al texto con prefijos o sufijos según el propio texto, pero en periódicos o revistas (más formales) siempre se escribe el signo de interrogación. Se verá mejor en posteriores lecciones con ejemplos. Los paréntesis (kakko, [ かっこ ]) también funcionan igual que en español, uno de apertura y otro de clausura de oración.
Recordad los chouon [ ] que vimos hace rato; es uno de los primeros símbolos de la escritura japonesa que no tenemos en nuestro idioma. A esto hay que añadirle los pequeños tsu [ / ] para alargar consonante, y unas comillas propias del japonés llamadas inyoufu [ 引用符 ] que son muy parecidas a nuestros corchetes: 「 」. No hace fala que sepáis los nombres; tan solo vale con saber utilizarlos

Por último, los dos símbolos que nos quedan por ver, se utilizan exactamente igual y son los signos de repetición. Se colocan después del carácter que queremos repetir, y son los hanpuku. El símbolo [ ], que se asemeja a una nariz, se coloca tras un carácter del silabario hiragana, y el símbolo [ ] tras un kanji que se repite. ¡Ojo a la pronunciación con este último! Al duplicar un kanji en multitud de ocasiones se suaviza el sonido del segundo, transformando la primera sílaba en la forma “suave” de la misma. Así, “ki” se transforma en “gi”, “ha” en “ba”… Esta transformación se llama rendaku, y sirve para facilitar la pronunciación en el lenguaje oral.

時時    時々    ときとき    ときどき
Tokitoki    Tokidoki
A veces


Kanjis



Ese maravilloso mundo de los simbolitos que casi nadie entiende… Son ideogramas importados del chino y que se han adaptado a la lengua japonesa. Estos símbolos no representan fonemas, sino que son palabras o ideas y pueden cambiar de significado dependiendo de si van solos o acompañados de otros kanjis o kanas.

Existen más de 12.000 kanjis pero no os preocupéis, un japonés de vuestra edad maneja aproximadamente 2.000 kanjis en su vida diaria. Estos kanjis se dividen por grupos que se van estudiando durante la educación primaria y secundaria, y en este curso los estudiaremos casi al final porque nuestro cometido es aprender japonés básico, no comernos la cabeza con estos símbolos. El punto complicado es que pueden tener varias lecturas: por ejemplo el kanji de amor [ ], se puede pronunciar como e, como a, y también como ai, que es la lectura más común).

Cuando los estudiemos veremos que cada kanji tiene varios radicales, que son las partes por las que está formado cada kanji dependiendo dónde se coloque cada componente. Esto y más al final del curso.


Okurigana y furigana


Esto es sencillo. Llamamos okurigana [ 送り仮 ] a la parte escrita en hiragana que acompaña a un kanji, generalmente para flexionar un verbo. Por ejemplo, el verbo hashiru [ correr 走る ], podemos ponerlo en negativo y decir hashirimasen [ りません ]; la parte marcada en amarillo es el okurigana.

El furigana [ 振り仮名 ] es simplemente un añadido a un kanji que consiste en colocar su lectura en hiragana justo encima o a la derecha del kanji (si el texto está escrito en vertical).




Ejercicios

  1. Escribe tu nombre y tus apellidos en hiragana.
  2. Ahora escribe tu nombre y tus apellidos en katakana, como debes de escribirlos en japonés.
  3. Escribe el nombre de diez amigos tuyos, cada uno en hiragana y en katakana.
  4. Escribe en ambos silabarios la transcripción (a tu manera, pero lo mejor posible) de los últimos alimentos que hayas comido.
  5. Escribe, también en los dos silabarios, la transcripción de los números del 1 al 20.
  6. Repasa las hojas de trazos de hiragana y de katakana. No debería ponerlo como ejercicio, pero... ¡hazlo!

Contáctanos

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *